Categorías

3 de diciembre de 2022

revistaalmas.com

Lee desde otra perspectiva

El placer de cosechar, aprender y ser solidarios

El propietario de la quinta Tres Cerros y Presidente de la fundación CONIN de Colonia Ayuí, el señor Ricardo Schatz accedió a una entrevista por parte de la revistaalmas.com. Su proyecto de proponer a los ciudadanos que cosechen arándano, que se lleven por un precio muy bajo el kilogramo, y que este dinero tenga como destino la Fundación CONIN, logró convocar a personas de todas las edades para la misión.
La propuesta difundida en el flyers con el fin de recaudar fondos para CONIN

¿Qué concepto tiene sobre la solidaridad y de qué se ocupa la Fundación?

Solidaridad es ayudar al prójimo que por distintas razones necesita de una mano, en nuestro caso, nos ocupamos de los niños de 0 a 5 años con problemas de nutrición ayudando y educando a sus madres en este periodo de desarrollo. Esto se hace con un equipo multidisciplinario de profesionales y bajo un protocolo de CONIN que fue desarrollado por el Dr. Abel Albino, en 30 años de trabajo. Realmente es una metodología excepcional. Unas de las cosas de mayor valor es el amor y cariño con que se trata a las madres y los niños.

Ricardo Schatz junto al Dr. Abel Pascual Albino

¿En qué consiste este proyecto de cosechar la fruta que se va a consumir?

El proyecto consiste en que familias de la zona tengan la posibilidad de conocer cómo es la recolección de arándanos, consumirlos al lado de la planta y llevar a su casa un fruto tan saludable y nutritivo como este. A su vez, con lo recaudado se ayuda a solventar los costos operativos de la Fundación Colonia Ayuí, en su programa CONIN de prevención de la desnutrición infantil.

Hay una frase que dice que aprender sirve y servir enseña. ¿Hay un poco de esto en el origen de la idea de este proyecto?

Así es, muy enriquecedor que la gente pueda acercarse a la producción y conocer que la fruta no la fabrica el supermercado, es un proceso mucho mas complejo, y hay mucha inversión y trabajo atrás de una fruta.

¿Cómo se hace la cosecha de arándanos?

Se selecciona por color, tomando con delicadeza una por una las bayas cuyo peso es de 2 gr. Se las coloca en un recipiente, tipo jarra, que después se vuelca a una bandeja de aproximadamente 2 kg.

Luego es transportada al empaque donde comienza la cadena de frio, se vuelca en máquinas para seleccionarlas por color, tamaño y firmeza, descartando las que no cumplen con los parámetros estipulados, luego se envasan en potes y se ponen en cajas de 2 kg. Seguido, se apilan las cajas en pallets formando unidades de 600 kg que son despachados en avión o contenedores a su destino final, siempre respetando la cadena de frío de 0,5 a 1 grado de temperatura.

Hoy se da mucho, pero se enseña poco a cosechar, es decir a aprender a trabajar para obtener lo que se necesita. ¿Por qué cree que sucede esto?

Se da y no se educa, porque los gobiernos han sido copados por personas maliciosas que lo que pretenden es dominar a los ciudadanos para ellos permanecer en el poder. Son destructores del país.

¿Cree que en educación (familia, escuelas) debería incorporarse en forma de proyectos el concepto de la importancia del trabajo?

Creo que volviendo a las bases de nuestra constitución y educando con valores  le devolveríamos la dignidad del trabajo a cada ciudadano.

¿Qué siente que es lo que más necesita aprender la gente para salir adelante, sobre todo salir de la pobreza o vivir un poco mejor?

Recuperarle la autoestima con educación y la dignidad del trabajo.

¿Cuál desea que sea el mensaje que se lleve la persona o la familia que venga a participar de esta forma solidaria innovadora?

Que siempre hay cosas buenas que rescatar de las crisis. Esta fruta no se puede cosechar para exportación porque los costos en la Argentina son mayores al precio de venta, además de asumir todos los riesgos que tienen de proceso y logística para llegar a una góndola en EEUU o Europa.

¿Qué les puede decir a la gente para que se sume a esta gran tarea que llevan adelante con la Fundación?

Les diría que hay etapas en la vida que a uno se le despierta la veta de brindarse al prójimo, es mucho lo que podemos dar con un poco de dedicación y tiempo en educación. Los talleres que damos a las madres son de una utilidad enorme y les abre la esperanza a una vida digna. 

La sede de la FUNDACIÓN CONIN de Colonia Ayuí.

CONIN es una organización dirigida a revertir las causas que originan la Desnutrición y acompañar al grupo familiar a través de la asistencia y la educación, fortaleciendo los factores protectores y buscando estrategias para minimizar o erradicar los factores de riesgo que se visualizan en el grupo familiar y entorno del niño.